Archivo

Posts Tagged ‘Cambio Climático’

El Bosón de Higgs

05/07/2012 2 comentarios

Por segunda vez en esta semana, me alejo de la habitual crítica sociopolítica para adentrarme en terrenos muy alejados de las frecuentes meteduras de pata de nuestros próceres. Transito estos caminos con miedo; pues no soy ningún experto en física, y menos en la física de partículas. Ruego que sean indulgentes si no soy todo lo preciso que merece el tema, pero creo que es importante comentar el último gran avance de la ciencia.

Y es importante tratarlo aquí por dos razones. Primero, porque no se trata de un avance científico que vaya a generar grandes mejoras inmediatas en nuestra vida cotidiana. Ni ordenadores más potentes, ni coches voladores, ni una solución a la crisis energética o al cambio climático. Se trata, en exclusiva, de Conocimiento, que no es poca cosa.

En segundo lugar. Considero que conviene guiñar un ojo a la ciencia en un país en el que está tan maltratada. El futuro estará condicionado por dos vectores: cambio climático y gestión del conocimiento. En España, en los dos, vamos de culo. Nuestros políticos son bastante analfabetos en lo que a cuestiones científicas y tecnológicas se refiere. Ese miedo a lo que no se comprende es, en última instancia, el mayor enemigo del despegue científico – tecnológico de nuestro país. No está de más comentar algunos avances científicos, de estos en los que en sus redes sociales los políticos nunca hablan, para sacarles los colores.

Resulta que el anuncio del descubrimiento del bosón de Higgs es el acontecimiento científico más esperado del último medio siglo. En sí mismo, no implica ningún avance, pero confirma el camino seguido por la ciencia durante cincuenta años. Si el bosón de Higgs se hubiese demostrado falso, la física tendría que replantearse sus propios fundamentos, pues hace décadas que habría errado la dirección. Por fortuna, las hipótesis sobre el origen de la materia se confirman con el descubrimiento del bosón de Higgs, dando por bueno el Modelo Estándar, (algo así como la tabla periódica del universo de partículas) y consolidando el conocimiento que poseemos en física cuántica.

En el Universo coexisten cuatro fuerzas básicas: la gravedad, el electromagnetismo y dos fuerzas atómicas, la nuclear débil y la nuclear fuerte. Estas grandes fuerzas interactúan constantemente gracias a las partículas. Sin ellas, el Universo mismo desaparecería. El electromagnetismo, por ejemplo, mantiene la materia unida gracias al intercambio de partículas, en este caso los fotones. El problema era es que, aunque el Modelo Estándar, que uniría las teorías de la relatividad con los mecanismos cuánticos, explica las interacciones de las partículas en la materia, no podía explicar el origen mismo de la materia. Esto implicaba la suposición de la existencia de una partícula que dotase de masa a cuanto nos rodea.

El físico Peter Higgs, propuso una partícula fundamental (en el Universo existen dos tipos partículas fundamentales: los bosón y los fermiones) que sería a la vez una partícula y un campo ondulatorio.

El Campo de Higgs, formado por estas curiosas partículas duales, surgió sólo una fracción de segundo después del nacimiento de nuestro Universo, y es el responsable de las propiedades de la materia e incluso la propia existencia. Se trata, pues, de un superviviente del big bang.

Tanta importancia tiene, que se ganó el sobrenombre de partícula de Dios. Apelativo que tiene su origen en la obra La partícula divina: si el Universo es la respuesta, ¿Cuál es la pregunta? del físico y nobel de física Leo Lederman.

Su descubrimiento, como hemos dicho, confirma las bases fundamentales de la mecánica cuántica y avanza nuevos descubrimientos sobre ese universo primordial que dio origen a cuanto existe hoy en día. Un excelente noticia que invita al optimismo.

Higgs llora emocionado al conocer la noticia

Higgs: “Nunca pensé que esto ocurriría estando yo con vida”

 

La Tormenta que se avecina

De las muchas reformas que España necesita, la más importante es la del sector energético. Puede que algunos piensen que la clave para la salida de la crisis hay que buscarla en una reordenación del entramado financiero. No se equivoca, pero eso esta es una respuesta a corto plazo. A más largo plazo, los países se enfrentan a dos problemas muy claros e interrelacionados: la escasez energética y el cambio climático.

Poco ayuda la decisión de congelar las ayudas a las renovables. Lograr una autosuficiencia energética basada en las energías limpias debería ser un objetivo prioritario para cualquier gobierno. Irrenunciable en ninguna circunstancia. Pero la opinión que parece tener la derecha gobernante es otra. No solo no se preocupa del desarrollo energético limpio, sino que lanza a sus fuerzas mediáticas contra los movimientos ecologistas que alertan del grave error que se comete al no tomar en serio las renovables y el cambio climático.

Todo indica que la reforma del sector energético se impulsará poco después de las elecciones andaluzas, e intentará compensar el déficit de la tarifa con activos inmobiliarios. Es decir, como el coste energético es muy elevado, y seguirá creciendo según se agotan los combustibles fósiles, el país se podría quedar a oscuras si las tarifas siguen subiendo, salvo que el gobierno compense de alguna forma a las eléctricas para que éstas no repercutan todo el coste directamente en los consumidores. La fórmula de compensación que se baraja es la entrega de activos inmobiliarios. O sea, que no solo no se favorecerá un cambio en el modelo energético, sino que se pagará el actual modelo insostenible con activos inmobiliarios que convertirán a las eléctricas en un agente depredador del territorio.

  

Sequía

España se muere de sed.No hacía falta la confirmación de Medio Ambiente: todos somos conscientes que la sequía se está ensañando con nuestro país. Este es uno de los peores años de nuestra historia en lo que ha precipitaciones se refiere. Nuestro déficit hidrológico es más alarmante que el de las administraciones públicas, sin embargo no está cotizando tantos titulares de prensa.

Es posible que algunos piensen que se trata de una situación pasajera. Puede que estemos entrando en una época de pocas lluvias que pasará en unos meses o años. La realidad, por el contrario, es mucho más alarmante y debería preocupar más tanto a políticos como ciudadanos. Quizás regresen las tan necesarias lluvias dentro de poco y podamos mejorar la situación de nuestros embalses y ríos, pero será un espejismo transitorio si no logramos acometer los problemas de fondo que ocasionan estas sequías.

El Cambio Climático no está en la agenda de  nuestros políticos. Asediados con su propia incapacidad de ofrecer soluciones a la crisis económica, evitan entrar en un debate mucho más complejo pero necesario: como luchar contra el calentamiento global, la desertización del territorio, el deshielo de las cumbres nevadas y el aumento del nivel de mar.

En el futuro, las diferencias entre los países estarán condicionadas por el impacto que el Cambio Climático tenga en sus territorios. La riqueza o pobreza de un país estará en relación a su “situación climática”. Sería necesario que los políticos comenzasen a hacer de esta cuestión una prioridad en sus agendas. Algunos países ya lo están haciendo. Nosotros no. 

A %d blogueros les gusta esto: